Padre Primerizo

Consejos para padres con mucho humor

Limpia cacas de bebé a todas horas

Los bebés, durante los primeros días de vida, se caracterizan por hacer cuatro cosas: comer, dormir, pis y cacas.

De la alimentación, generalmente se encargará la madre, como la labor más importante en sus primeros meses de vida. Y eso está relacionado directamente con la velocidad en con la que gastan los pañales. Más come, más mea. Pero, ¿y las cacas? ¿a qué velocidad se generan esas pequeñas deposiciones todavía inodoras?

Advierto que la publicación de hoy puede ser un poco escatológica. Contiene más de 30 veces la palabra caca, pero te doy la oportunidad de ocultar las imágenes si crees que no vas a soportarlo. Seguro que con tu imaginación lo ves todo, o si no, cuando te llegue el turno ya sabrás de qué hablo.

Haz click aquí 💩 para ocultar imágenes que puedan herir tu sensibilidad.

Cada cuánto hace caca un bebé lactante

Esta pregunta tiene una respuesta complicada: puede ser entre más de una vez por toma hasta cada varios días.

¿Todo muy normal, no? Aleatorio, diría yo.

Pues eso, parece ser que hay bebés que mientras comen, lo que les entra por un lado empuja lo del otro (reflejo gastrocólico). Y otros, pues aprovechan tanto la leche materna, que no les sobra literalmente nada y pueden estar hasta más de 5 días sin manchar el pañal de caca. Por lo tanto, en caso de leche artificial, lo hará más a menudo que con leche materna.



Cómo saber si un bebé está estreñido

Básicamente si las cacas son blandas y orina frecuentemente, no hay por qué preocuparse.

Puede tardar más o menos a menudo, pero el estreñimiento sería si esas heces son duras y les cuesta salir, con dolor para el bebé.

Si sospechas que está estreñido, acude a un pediatra. También puedes darle masajes que le ayudarán a relajarse y controlar un poco más sus músculos.

Nuestra hija o no hacía nada en 2 días, o defecaba tres veces el mismo día.

La clasificación de las cacas, por @padreprimerizo.es

Meconio

¡No te asustes! Tu hijo no es una máquina de generar alquitrán casera. Sus primeras cacas (durante los primeros días) son como un moco negro verdoso, pegajoso y que no huelen a caca.

Meconio, las primeras cacas del bebé

Meconio, las primeras cacas del bebé

Si el bebé le de la bienvenida a la madre echándole su primer meconio encima, durante el piel con piel sería perfecto, por muy asqueroso que te parezca. Así, nada más nacer, sabrás que su sistema digestivo funciona como debería.

Flubber

El meconio se va transformando, poco a poco en algo más marrón amarillento, menos chicloso, más pareceido a unas natillas cuando se te caen al suelo. Huele como a vainilla, pero mancha mucho más que un helado derritiéndose.

Padre primerizo descubre una caca sorpresa

Padre primerizo descubre una caca flubber sorpresa

Espuma

Es posible que algún día te encuentres un regalo que más que caca, parezca espuma (no apta para afeitado). Ese tipo de crema caquil, según he leído, suele salir cuando no termina de vaciar la teta y no llega a las partes más grasas.

McFlurry®

Sí, el bebé puede esmerarse y producir moñigos que te recordarán al gran emoticono de la caca 💩. Es el siguiente paso. Solo nos falta ponerle los ojos y sonrisa.

McFlurry caca

McFlurry sabor caca

 

Plastilina (Play-Doh)

Una vez empecéis con la alimentación complementaria vendrán las cacas de verdad. Las que huelen a 100% humano, y mucho peor cuando empiecen con el pescado. Ahora ya no hay forma de que no sepas que el bebé tiene un regalito para ti, en forma de pelota.

Caca con textura de plastilina

Caca con textura de plastilina

Las técnicas de cagado

Aunque tu bebé solo haga las 3 cosas mencionadas antes, pronto aprenderá cómo sorprenderte con un nuevo regalito en el momento más oportuno. Para irte acostumbrando a que nunca debes bajar la guardia.

Pañal Sorpresa

Abres el pañal tan tranquilo para cambiar un pis, y de repente aprovecha para disparar más pis y también caca. Si es niño, te tocará utilizar la técnica del jardinero: agarrar la manguera y regar el pañal. Con una niña es más fácil (por lo menos con la mía), el pis no se elevará más de un centímetro.

Mi técnica secreta: no quites el pañal de abajo hasta que tengas todo limpio y el pañal de repuesto listo. Nunca sabes cuándo te sorprenderá.

Aunque con las cacas más liquidas… puede que desborde igual y termine manchando todo el cambiador… o donde tengas al bebé.

El volcán

Estás levantándo las piernas del bebé para limpiar por detrás como debe ser, y de repente emerge un líquido del culito, como si de la erupción de un volcán se tratara. Magma por todas partes y tú sin saber qué hacer, si bajarle las piernas para que no se manche por detrás, o dejar que la lava siga su curso. Te adelanto: ninguna opción es la correcta. Deja que acabe y mete al bebé debajo del grifo, mientras pides urgentemente a tu bombera (tu mujer) que te traiga material para limpiar ese incendio.

El volcán de caca

El volcán de caca después de la erupción

El aspersor

Tu bebé está extreñido, y viene su abuela con una vieja técnica ancestral: la ramita de geranio. Introduce la ramita, lubricada con aceite de oliva, por el ano del bebé y 1 segundo más tarde… pprrr 💨💩. Dispara en la cara de la abuela, que por suerte llevaba las gafas puestas. Dicen que el gotelé se inventó con la técnica de la ramita de geranio.

Ahora que tengo el culito limpio

Por suerte (toquemos madera) nuestra hija aún no se ha hecho caca mientras le dábamos el baño. Pero nada más salir de la bañera y ponerla encima de la toalla, les deja tan relajados que no les importaría volver al agua. Y te lo demuestran con un buen regalito en la misma toalla. Fantástico, ¿verdad?

Antes de salir de casa

No hay nada más estresante para los padres que quedar con amigos/familia y justo cuando salís por la puerta se oye el tan temido ruido, que te hará llegar tarde…

–👶🏼💩💩💩
–👨🏻 (¡mierda!)
–👩🏻 Oh no, se acaba de hacer caca
–👨🏻 Yo no he oído nada.
–👶🏼💩💩💩
–👩🏻 Venga va, que no eres nuevo
–👨🏻 Voy bajando al coche y metiendo la sillita 😪
–👩🏻 Ya te estás escaqueando…

Aviso de bomba

Ya según tu bebé se haga mayor, empiece con la comida complementaria y las cacas vayan siendo más duras, el esfuerzo requerido para expulsarlas será mayor. Y si te sale como a mí, el bebé anunciará la llegada de su regalo, con ruidos de esfuerzo. Sinceramente, creo que es el primer signo de comunicación real que tengo con mi hija, yo le hago ruidos como los que ella hace, e instantáneamente me responde con su esfuerzo, sus ruidos y dejándome un pequeño regalito de plastilina. Lo creáis o no, me parece bonito.

 

Y poco más que contar. Que nadie se tome estos consejos como definitivos. El mundo de las cacas es abrumador, y cada niño puede desarrollar su imaginación de una manera muy distinta. Ánimo, y suerte con el marrón 😅.

« »

© 2019 Padre Primerizo. Tema de Anders Norén.

Padre Primerizo usa cookies Más info

Padre Primerizo usa Cookies para medir el éxito de cada publicación y poder ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando la web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Entendido" quiere decir que consientes su uso.

Cerrar